Piercing nasal

Este es otro ejemplo de piercing que ha ganado mucho terreno y aceptación dentro del mundo moderno. No importa tu sexo o tu origen étnico, esta perforación hoy en día es requerida por gente de todas las edades al ser muy sutil a la vista. Generalmente se recomienda posicionar este piercing al fin de la aleta nasal, pero las distancias pueden variar según los requerimientos estéticos o bien por recomendación de tu piercer. Un aspecto que siempre consideramos, es la posibilidad de utilizar una argolla posteriormente, para eso buscaremos la medida apropiada según las opciones anatómicas

Por otra parte, Septum es un piercing que ha tenido un crecimiento explosivo en los últimos años. En sus inicios el septum tenía una connotación completamente tribal, pero hoy en día, sobre todo los últimos 5 años, potenciado por las redes sociales y las posibilidades estéticas que nos entrega la inmensa cantidad de opciones de joyería disponible en el mercado, cada gente se siente atraída por este piercing.

En la actualidad este piercing puede ser asociado con modelos, actores, músicos que lo han convertido en un verdadero concepto rupturista a lo que veníamos acostumbrados.